engordan-las-pastillas-anticonceptivas-perder-peso-guatemala

¿Engordan las pastillas Anticonceptivas?

Uno de los mayores mitos cuanto al uso de las pastillas anticonceptivas es en relación a un supuesto aumento de peso que las mujeres pueden presentar después de iniciar el tratamiento con anticonceptivo.

 

engordan-las-pastillas-anticonceptivas-perder-peso-guatemala

¿Engordan las pastillas Anticonceptivas?

Aceleradores Metabolicos

Desafortunadamente, las quejas de aumento de peso quizás sean el principal motivo para dejar de tomar las píldoras.

Pero, al final, ¿la píldora anticonceptiva engorda?

La respuesta es racional: no, la píldora anticonceptiva no engorda.

Bueno, apuesto lo que quieras a que no estás convencida. Cuando decimos que el aumento de peso relacionado al uso de la píldora es un mito, muchas mujeres tuercen el morro. Probablemente tu propia experiencia dice exactamente lo contrario. Si este es el caso, no estas sóla ya que millares de mujeres juran que engordaron después de haber iniciado el uso de anticonceptivos hormonales. Más que eso: existen muchos médicos que también creen en esta relación y contribuyen a la perpetuación del mito.

 

Pero es importante señalar que millares de mujeres también afirman que su peso no se alteró con la píldora; otras garantizan que inclusive adelgazaron con el anticonceptivo. Y ahora, basados en experiencias personales, podemos decir que el anticonceptivo engorda, adelgaza, ¿o será que el efecto es individual?

 

La verdad es que el tema es polémico. No bastan relatos personales. La ciencia no trabaja así. Hay que se diseccionar la cuestión y presentar lo que los estudios científicos ya demostraron. Voy a citar algunos estudios y, al final, haré un breve comentario, resumiendo los resultados.

 

ESTUDIOS SOBRE LA RELACIÓN ENTRE AUMENTO DE PESO Y USO DE ANTICONCEPTIVOS

 

En las últimas décadas, fueron publicados decenas de estudios intentando esclarecer la relación entre aumento de peso y uso de pastillas anticonceptivas.

 

Un famoso estudio realizado por el departamento de Obstetricia y Ginecología de la Hebrew-University Hadassah Medical School, en Jerusalén, Israel, resolvió acompañar a 80 mujeres jóvenes y delgadas que nunca habían tomado anticonceptivos antes. Se dividieron estas mujeres en 2 grupos. El primero, con 31 mujeres, siguió sin tomar ningún medicamento. El segundo grupo, compuesto de 49 mujeres, pasó a tomar una píldora conteniendo 30 mcg etinilestradiol más 75 mcg de gestodeno, una formulación muy común en el mercado. La cantidad de estrógeno presente en estas píldoras es semejante a la que existe en marcas como Yasmin, y menor que en otras, como Diane y Selene.

 

Después de 6 meses, los médicos responsables del estudio evaluaron peso, índice de masa corporal, porcentual de grasa, porcentual de agua y tamaño de la circunferencia del cuadril y del abdomen. Los resultados fueron los siguientes:

 

– el 30,6% de las mujeres que empezaron el uso de la píldora ganó más de 0,5 kg de peso en este intervalo.
– el 35% de las mujeres que no iniciaron el uso de los anticonceptivos ganó más de 0,5 kg de peso en este intervalo.
– el 20,4% de las mujeres que iniciaron el uso de la píldora había perdido, por lo menos, 0,5 kg de peso.
– el 19,3% de las mujeres que no iniciaron el uso de los anticonceptivos había perdido, por lo menos, 0,5 kg de peso.

En ambos grupos, alrededor de mitad de las mujeres mantuvo el mismo peso que tenía 6 meses antes.

La comparación entre porcentual de grasa, tamaño del cuadril y abdomen, porcentual de agua, IMC y variación del peso fueron semejantes en ambos grupos. Por lo tanto, en este estudio, el uso de pastillas anticonceptivas con dosis de estrógeno semejantes en aquellas contenidas en las marcas más famosas no puede ser considerado responsable de aumentos ni pérdidas de peso.

Una gran revisión hecha con 49 estudios publicados hasta 2011 llegó a la misma conclusión. Aunque la percepción de muchas mujeres, e inclusive de médicos, de que el uso de la píldora anticonceptiva está relacionado con aumento de peso, cuando se va a estudiar en serio la cuestión, con observación juiciosa del peso y de otros índices relacionados con la ganancia de grasa, como porcentual de grasa e IMC, se concluye que no hay bases científicas para culpar la píldora por aumentos de peso relevantes. Incluso en las mujeres que ganaron 1 o 2 quilos, no se probó que la culpa era de la píldora ya que los grupos que no tomaban el anticonceptivo también presentaron mujeres con aumento de peso de esta magnitud.

Lo que los estudios muestran es que las mujeres pueden engordar o adelgazar debido a diversos factores. A lo largo de 6 a 12 meses es muy común haber variaciones en el peso de las pacientes, tomando o no contraceptivos hormonales. El problema es que cuando estas variaciones ocurren en las que están tomando la píldora, el medicamento acaba siendo el responsable indebidamente.

¿CUÁL ANTICONCEPTIVO ENGORDA MÁS?

Juntamente con el mito que dice que anticonceptivo engorda, también existe el mito de que determinadas marcas de contraceptivos orales engordan más que otras. Según esta creencia popular, si has engordado tomando una píldora, basta cambiar de marca hasta encontrar la que no te hará ganar peso.

Esta teoría también no tiene fundamento científico. En la verdad, al comienzo de la década de 60, cuando las primeras pastillas anticonceptivas empezaron a ser comercializadas, las dosis de estrógeno y progesterona llegaban a ser casi 10 veces mayores que hoy en día. En aquella época, los anticonceptivos realmente engordaban. Además de eso, el índice de efectos colaterales y complicaciones era muy elevado. Muchos de los miedos que las mujeres tienen con relación a los contraceptivos orales resultan de problemas causados por estas drogas hace décadas atrás.

Entre los 49 trabajos científicos revisados que no mostraron ninguna relación entre ganancia de peso y uso de píldora, la dosis de estrógeno (etinilestradiol) estudiada variaba desde 20 mcg hasta50 mcg, lo que engloba prácticamente todas las píldoras del mercado.

Por lo tanto, no fue posible reconocer ningún beneficio particular en relación a las fórmulas actuales de los anticonceptivos. Puedes, inclusive, tener la impresión de que determinado anticonceptivo engorda más que otro, pero esta aseveración necesita de sustentación científica.

 

QUÉ HACER SI EL ANTICONCEPTIVO PROVOCA AUMENTO DE PESO

 

Es posible que todavía no estés convencida, principalmente si tu peso aumentó mientras tomabas anticonceptivos.

Así siendo, se pueden tomar algunas medidas. La primera es saber que la mayoría de los efectos colaterales de la píldora desaparece después de 3 meses de uso. Si juras que has aumentado de peso, no desistas de la píldora antes de 6 meses de uso. La tendencia es que tu peso se estabilice y percibas que la interferencia del contraceptivo oral no fue tan grande cuanto habías imaginado en los primeros meses.

Merece la pena recordar que los anticonceptivos pueden provocar retención de líquido en los primeros meses, siendo ésta la responsable de los moderados aumentos de peso. En este caso, has aumentado de peso, pero no has engordado. La tendencia es la retención desaparecer después del 3º mes y el peso volver al valor anterior.

La segunda medida es hacer una honesta autocrítica. Algunas preguntas pueden ayudar a entender lo qué se pasó. ¿Durante el aumento de peso estabas practicando actividades físicas regularmente? ¿Estabas controlando correctamente la ingesta de calorías? ¿Llevas a cabo una dieta equilibrada? ¿Has dormido, por lo menos, 7 horas durante la noche? ¿Has evitado picar dulces u otras fuentes de carbohidratos durante el día, fuera de las comidas? ¿Esa es la primera vez en la vida que tu peso se alteró? ¿Nunca has engordado antes, inclusive sin estar tomando la píldora?

Es mucho más fácil y cómodo culpar la pastilla anticonceptiva por el aumento de peso que hacer una autocrítica y percibir que la razón de haber engordado, probablemente, son los hábitos de vida y alimentarios de la propia paciente.

En las décadas anteriores, cuando los anticonceptivos engordaban verdaderamente, la causa era un aumento del apetito. Por lo tanto, lo que engordaba no era la píldora en sí, pero el aumento del consumo de calorías a lo largo del día. Si, al mismo tiempo, juras que la píldora no te hizo engordar y también juras que no estás comiendo más que antes, hay algo que no encaja en tu relato. En resumen, la persona engorda si está constantemente ingiriendo más calorías de las que logra gastar. Esto es una regla (lee: CALORÍAS PARA ADELGAZAR 1 KG POR SEMANA).

Como ya se explicó, las personas pueden engordar de un mes para otro sin tener noción del motivo. A veces, pequeños hábitos rutinarios, como picar, pasan desapercibidos y el paciente jura que ha controlado su ingesta de caloría.

En síntesis, se puede concluir que la píldora anticonceptiva no engorda. No hay como culpar la píldora por aumentos de peso superiores a 2 kg y los aumentos más discretos suelen desaparecer después de algunos meses de uso.

Quieres bajar de peso

Espero que te haya gustado esta publicación, te invito a que la compartas con tus familiares y amigos, si quieres enterarte primero de mis siguientes publicaciones, suscribete a mi boletín o sigue mis redes sociales para recibir notificaciones cuando publique nuevo contenido.  

 

Si te interesa perder peso o reducir medidas no olvides visitar la sección de Nuestros Tratamientos donde podrás encontrar una alternativa completamente saludable y 100% natural.  

 

Diana Ramírez

Especialista en Metabolismo

Pérdida de Peso y Reducción de Medidas

Twitter: @perderpesoguate

Facebook: Perder Peso Guatemala

Instagram: @perderpesogt

Pinterest: Perder Peso Guatemala

Google +: Perder Peso Guatemala

Youtube: Perder Peso Guatemala

 

Acerca de este artículo
¿Engordan las pastillas Anticonceptivas?
Nombre
¿Engordan las pastillas Anticonceptivas?
Uno de los mayores mitos cuanto al uso de las pastillas anticonceptivas es en relación a un supuesto aumento de peso que las mujeres pueden presentar después de iniciar el tratamiento con anticonceptivo.
Autor
Perder Peso Guatemala

Especialista en Metabolismo, Reducción de Peso y Medidas.
Originaria de Colombia, Residente en Guatemala
Tratamientos de Aceleración Metabólica para perder peso y reducir medidas